JESUS EL CRISTO

JESUS EL CRISTO
Gnosis por Samael Aun Weor

miércoles, 2 de febrero de 2011

SIGNIFICADO GNOSTICO DEL EMBRION AUREO

GNOSIS
SIGNIFICADO GNOSTICO DEL EMBRION AUREO.-

SIGNIFICADO GNÓSTICO DEL EMBRIÓN ÁUREO

  [...] Entraremos, pues, en el tema, en la plática de esta noche. Vamos a platicar sobre loque es la Perla Seminal, el Embrión Áureo, etc. Ante todo, mis caros hermanos, es necesario saber que la PERLA SEMINAL todavía no existe en el “animal intelectual” equivocadamente llamado “Hombre”.

En todos los seres humanos, o mejor dicho, en todos los bípedos tricerebrados equivocadamente llamados así: “Humanos”, existe el EGO, el Yo, el mí mismo. Tal Yo, está formado por un conjunto de entidades tenebrosas, siniestras e izquierdas. Es obvio que dichas entidades personifican nuestros errores psicológicos: Ira, codicia, lujuria, envidia, orgullo, pereza, gula, etc.

El conjunto, pues, de todos esos defectos, se personifican en los distintos Yoes que forman el mí mismo, el sí mismo, el “Seth” de la Sabiduría Egipcia.

Los seres humanos comunes y corrientes, o mejor dijéramos, los humanoides comunes y corrientes, no pueden ver los Mundos Suprasensibles, no tienen las Facultades trascendentales que les permitieran penetrar en los Misterios de la Vida y de la Muerte.

Eso se debe, sencillamente, a que tienen la CONCIENCIA DORMIDA. La Conciencia es la misma Esencia, y está dormida, porque está enfrascada entre todos los Yoes que constituyen nuestros errores psicológicos.

Necesitamos disolver esos Yoes para que la Esencia o la Conciencia se libere. Sólo a base de COMPRENSIÓN de fondo y con ayuda de la DIVINA MADRE KUNDALINI (la Serpiente Ígnea de nuestros mágicos poderes), podemos destruir, ANIQUILAR a todos esos YOES que constituyen nuestro Ego, nuestro mí mismo. Conforme esos Yoes se van aniquilando, la Esencia se va desembotellando, y cuando la Esencia queda totalmente liberada, entonces, DESPERTAMOS, podemos ver, oír, tocar y palpar las grandes realidades de los Mundos Superiores.

Empero, la Esencia no se desembotella toda de inmediato, el proceso es metódico, lento. La Esencia va desenfrascándose o liberándose, conforme vamos comprendiendo y eliminando nuestros defectos psicológicos.

Cuando la Esencia se libera, en principio, o mejor dijéramos, cuando comienza a liberarse, en principio, se forma la Perla Seminal, de la cual nos habla el Tao. Entonces empiezan a surgir los primeros destellos de Conciencia despierta. Tales destellos, tales RELÁMPAGOS CONCIENTIVOS surgen en aquéllas horas en que el cuerpo físico se encuentra dormido en la cama, es decir, mientras vivimos en esos Mundos Sutiles de los cuales nos hablan los distintos escritores esoteristas.

Comienza uno a darse cuenta de que está fuera del cuerpo físico, de que ya no pertenece al Mundo Físico, aunque tenga cuerpo físico. Es obvio que, durante el sueño, todos los Egos, la Esencia, están fuera del cuerpo físico. Pero las gentes entonces, sueñan nada más; y sueñan porque tienen la Conciencia dormida. Cuando la Conciencia comienza ha despertar LOS SUEÑOS DESAPARECEN. Y cuando uno está bien despierto ya no puede soñar.

Por ejemplo: En cierta ocasión, mientras trabajaba en el Mundo Astral, se me escapó un sueño de la Mente. De ipso facto me di cuenta de que se me acababa de escapar un sueño y antes de que tomara forma en esas Regiones Suprasensibles, lo eliminé.

De manera, pues, que no le di oportunidad como para hipnotizarme o fascinarme, porque yo vivo despierto en esos mundos y veo a los que están dormidos, cuando funciono en las Regiones Suprasensibles: Por aquí, por allá y acullá, surgen millares de personas, gentes que andan dormidas parecen sonámbulos al caminar; gentes que jamás en su vida se han preocupado por el despertar de la Conciencia.

Esos SOÑADORES HACEN COSAS verdaderamente ABSURDAS, verbigracia: Un día de esos tantos, encontrándome en cierta casa, vi de pronto que la matrona de aquella residencia sale de su cuarto, se dirige a mí, me abraza ardientemente y hasta me besa. Yo sorprendido le dije:

– Pero, ¡señora, usted me está confundiendo! (Sí, me llamaba por el nombre del marido, un XX fulano). Le dije: ¡Pero, fíjese, si usted está dormida y yo no soy su marido! Me viene usted a besar y abrazar y toda esa cuestión, ¡pero si yo no soy su marido!
Por un momento pareció reflexionar, y tuvo un despertar, mis caros hermanos, me miró luego de hito en hito, se pasó la mano derecha por sus ojos y una vez que se convenció de que Yo no era su marido, me pidió excusas y se sintió avergonzada. Le dije:

– ¿Se convence? Usted estaba soñando, usted creía que yo era su marido y no era tal. Usted necesita preocuparse, luchar por despertar la Conciencia. Reflexionó un poquito y se retiró. Así son los dormidos en el Mundo Astral y también en el Mundo de la Mente. Cuando uno despierta, esos sueños se acaban, y ya ve las cosas tal cual son, no como aparentemente son.

El proceso del despertar se inicia, pues, con la Perla Seminal. Pero tal Perla no está formada, hay que formarla, y se forma con los primeros porcentajes de Esencia que suelen escaparse o desembotellarse al destruir los primeros Yoes.

En algunas personas comienzan a verse esos relámpagos de Conciencia, en forma muy insípida, tales gentes se dicen, por ejemplo, a sí mismas: “Bueno, esto que estoy viendo es interesante, parece que estoy soñando. ¿Será que estoy dormida, será que estoy soñando?” Es naturalmente, tal manifestación psíquica, un principio incipiente de Conciencia despierta.

Pero más tarde, conforme el porcentaje de Esencia o Conciencia se va liberando de entre esas botellas que se llaman “Yoes”, la Perla Seminal se va desarrollando, y entonces ya, esas personas no se contentan con decir: “Estoy soñando, o parece que esto es un sueño”. Su Conciencia es aún mayor y pueden exclamar: “Estoy fuera del cuerpo físico, estoy en Astral, no estoy soñando”.

Claro, esto representa un gasto de energía mayor, y sólo se da cuando ya la Perla Seminal está más desarrollada.

Conforme el Trabajo Esotérico continúe, conforme vayamos destruyendo a los Yoes que for-man nuestros defectos, la Perla Seminal continúa también en sus procesos de desarrollo, hasta transformarse radicalmente, viniendo a formar eso que llamamos el “EMBRIÓN ÁUREO”.

Tal Embrión es, en sí mismo, Alma fabricada; tal Embrión es muy hermoso, y bien desarrollado puede tener el mismo o mayor tamaño todavía que el del cuerpo físico. El Embrión Áureo se le denomina también “Flor Áurea”, y cuando ya se establece en nosotros, viene a formar un equilibro maravilloso entre lo Espiritual y lo Material.

El Embrión Áureo es el verdadero CENTRO PERMANENTE DE CONCIENCIA, nos da Individualidad, nos da Autoconciencia. Quien posee el Embrión Áureo puede entrar y salir del cuerpo físico a voluntad, puede moverse en todos los Departamentos del Reino a voluntad; puede estudiar los Misterios de la Vida y de la Muerte en los Mundos Superiores; puede recordar sus vidas anteriores, puede conocer el futuro que le aguarda.

Por todo eso urge que eliminemos el Ego, que lo reduzcamos a cenizas, a polvareda cósmica. Ése es el MISTERIO DEL ÁUREO FLORECER.

Quien desarrolla, pues, en sí mismo, el Embrión Áureo, quien posee la Flor Áurea, no puede ya olvidar sus vidas anteriores y cuando cambia de cuerpo lo hace a Conciencia, es decir, cuando renace ya no olvida su propia Individualidad, sus vidas pasadas, etc.

Las gentes comunes y corrientes sólo tienen la Esencia, no han formado al Embrión Áureo. En esas gentes todavía no ha surgido el Misterio del Áureo Florecer.

Muchos quieren PODERES: Clarividencia, Clariaudiencia, capacidad para entrar y salir del cuerpo físico a voluntad, etc. Yo les digo que quien desarrolle el Embrión Áureo no tiene por qué preocuparse por tales Poderes. Realmente, los Poderes son “flores” del Alma que surgen en nosotros cuando hemos madurado; eso es todo.

Quien posee el Embrión Áureo de hecho es Clarividente, Clariaudiente, Telépata, puede entrar y salir del cuerpo físico a voluntad, puede visitar los Mundos Superiores (el Astral, el Mental, el Causal, etc.).

El camino para la formación de ese Embrión no es otro si no el de la DISOLUCIÓN DEL YO, del mí mismo, del sí mismo. Tal Yo, como les digo a ustedes, está formado por nuestros defectos, y estos últimos están personificados en los Demonios de Seth; cualquiera que estudie la Sabiduría de los Egipcios podrá evidenciarlo.

Es urgente, pues, que los hermanos comprendan la necesidad de formar, en sí mismos, el Embrión Áureo. Cuando éste logra su plena AUTORREALIZACIÓN, su absoluto desarrollo, se convierte, dijéramos, en una “Gema Preciosa”; pues, ése es el objetivo real, no solamente de nuestra existencia, sino de todas las existencias anteriores o futuras.
Una vez que se ha logrado que la Flor Áurea, que el Embrión Áureo resplandezca en nosotros, viene la unión con la SUPER-ALMA (esa Super-Alma de la cual nos hablaba Emerson, esa Super-Alma de la cual nos hablaba Goethe, el autor del “Fausto”).

En lenguaje, dijéramos, de tipo Orientalista o Teosofista, tal Super-Alma es conocida como “MANAS SUPERIOR”. Sabemos que existe también el Manas Inferior, pero a éste último no nos estamos refiriendo. Obviamente, estamos citando al Superior-Manas, al Tercer aspecto de la Trimurti Atman-Buddhi-Manas. Y esto es necesario conocerlo.

La fusión del Embrión Áureo con la Super-Alma, nos convierte, de hecho, en INDIVIDUOS SAGRADOS, en Hombres auténticos, legítimos, verdaderos.

Es difícil a simple vista hacer diferenciación entre lo que es un “homúnculo racional” o “animal intelectual” y lo que realmente es un Hombre auténtico.

La realidad es, mis caros hermanos, que para ser Hombre auténtico hay que haber adquirido el Embrión Áureo, hay que haber, también, logrado la fusión del Embrión Áureo con la Super-Alma, y por último, hay que estar bien vestidos con el TRAJE DE BODAS DEL ALMA, aquél famoso TO SOMA HELIAKÓN de los viejos Alquimistas Medievales.

Un Embrión Áureo bien vestido con su Traje de Bodas y debidamente fusionado con la Super-Alma es, de hecho, un Hombre auténtico. Tal Hombre puede estar encarnado como desencarnado pero es un Hombre, donde quiera que se encuentre.

El “animal intelectual” aparentemente es Hombre, mas no lo es. ¿Por qué? Primero, porque no posee el Embrión Áureo, es decir, no tiene un Centro de Conciencia Permanente, no tiene una legítima individualidad, no posee Autoconciencia; por tal motivo es irresponsable.

Dentro de él sólo hay un conjunto de Yoes. “Quiero salir a dar un paseo”, dice por ejemplo el Yo del movimiento; inmediatamente riñe aquél otro Yo que se relaciona con el intelecto, y dice: “No, yo no quiero paseo, yo voy a leer el periódico”. De pronto aparece sobre la mesa del comedor el plato delicioso, y entonces clama diciendo el Yo de la digestión, el Yo del estómago: “No, yo ni voy a pasear ni voy a leer el periódicos, tengo hambre y prefiero comer”...

Vean ustedes, hermanos, esa riña de Yoes. No hay allí, pues, verdadera Individualidad. Allí no hay sino un conjunto de Yoes que pelean por la supremacía.

El que no ha desarrollado el Embrión Áureo, no es un sujeto responsable. Comprender esto es vital, mis caros hermanos. Además, el que no ha alcanzado el Estado Humano, aunque crea serlo, no lo es, porque ni siquiera está vestido con el Traje de Bodas del Alma, es decir, con los Cuerpos Solares.

Se parecen, pues, el “animal intelectual” y el Hombre, pero son diametralmente opuestos, completamente diferentes el uno del otro.

El “animal intelectual” es una semilla que podría desarrollarse y dar origen al Hombre. Desgraciadamente, la mayor parte de esas semillas se pierde, rara es la semilla que germina. Millones de seres humanos, o de humanoides, mejor dijéramos, ingresan constantemente en la INVOLUCIÓN SUMERGIDA de los Mundos Infiernos.

Muy raro es el “animal intelectual” que verdaderamente anhele la Autorrealización Íntima y que se sacrifique por ella. Cuando uno ha llegado a la Autorrealización, cuando ha formado el Embrión Áureo, ya verdaderamente es Hombre en el sentido más completo de la palabra. Así pues, les invito a ustedes a la reflexión... Hable hermano...

Discípulo. Maestro, mi pregunta, desde luego, no encierra nada de dobleces, es absolutamente sincera; se dice que mientras no logramos el desarrollado del Embrión Áureo no son responsables, entonces ¿quiere decir que si erramos mientras no hemos desarrollado el Embrión, el Karma no existe para uno?

Maestro. ESO DE “RESPONSABLE” TIENE VARIAS ACEPCIONES. Decimos responsables en la forma de Autoconciencia, responsables en el sentido trascendental de la palabra. Claro, que el Karma existirá siempre, aunque a menor grado de Conciencia, menor grado de Karma; por otra parte, a mayor grado de Conciencia, mayor grado de responsabilidad. Y, “El que añade Sabiduría añade dolor”, dice Salomón.

Somos responsables cuando no tenemos Embrión Áureo, dentro de un estado relativo y circunstancial; SE NOS COMPADECE mucho, y realmente NO SE NOS CASTIGA CON TODO EL RIGOR que merecemos. Pero cuando adquirimos el Embrión Áureo, nos hacemos verdaderamente responsables en el sentido trascendental de la palabra, y entonces pagamos el doble de lo que vale realmente la falta cometida, porque a mayor grado de Conciencia mayor grado de responsabilidad; así es que he querido hablar. ¿Hay alguna otra pregunta, hermanos?

D. Maestro, el Embrión Áureo se dice que está formado en los Bodhisattvas; el caso de un Bodhisattva caído que tiene su Embrión Áureo, considero que no puede manifestarse en toda su expresión..., ¿por estar embotellado en el Ego?

M. ASÍ ES. En los Bodhisattvas caídos, por ejemplo, el Embrión Áureo está embotellado entre el Yo Pluralizado. Debido a eso, pues, duermen hasta cierto punto, no totalmente, sino hasta cierto punto. Tienen más responsabilidad y por ello se les castiga el doble. Los Bodhisattvas caídos, si no se levantan, entran a los Mundos Infiernos condenados por tres delitos:

1º) Haber asesinado al Buddha. 2º) Haber deshonrado a los Dioses. 3º) Distintos delitos. Hay más castigo para el Bodhisattva caído porque tiene el Embrión Áureo, por lo tanto él no tiene disculpa, a él la Ley lo castiga en todo su rigor; eso es todo. Habla hermana...

D. Maestro, ¿en la actualidad hay algún ser vivo que tenga el Embrión Áureo ya desarrollado?

M. Sí lo hay, YO SOY UNO DE ÉSOS, a sus órdenes.

D. Pero, fuera de aquí...

M. Pues, fuera de aquí, hay muchos Bodhisattvas –hermana– caídos, que tienen el Embrión Áureo desarrollado y hay también muchos Bodhisattvas que no están caídos y tienen su Embrión Áureo desarrollado.

De manera que esto de la disolución del Yo es muy importante, porque mediante la disolución del Ego conseguimos formar el Embrión Áureo. Es urgente disolver el Ego, reducirlo a polvo, a cenizas. ¿Me han entendido? Bueno, hermanos, ¿hay alguna otra pregunta? Hable...

D. Entonces, ¿el nacimiento del Embrión Áureo no es un problema exclusivamente sexual?

M. En ello están varios aspectos. Si vamos a lo exclusivo, desde el punto de vista del sexo, es obvio que nosotros también SOMOS HIJOS DEL SEXO; porque nuestros Cuerpos Físicos se formaron mediante la cooperación de un zoospermo y un óvulo.

En cuanto al Embrión Áureo propiamente dicho, también allí está la Fuerza Sexual. En primer lugar, téngase en cuenta, que LOS YOES que personifican nuestros errores TOMAN FORMA GRACIAS AL AGENTE SEXUAL, aunque sea en su aspecto negativo, en la zona, pues, del Plexo Solar, y luego surgen a la existencia. En otras palabras, lo ideoplástico cristaliza tomando forma mediante el agente sexual, en el Plexo Solar, y luego surge a la existencia en forma de Yoes.

Verbigracia, por ejemplo, hermanos, tenemos un impulso de ira, un coraje con otra persona, con ese coraje nos sentimos terriblemente irritados, quisiéramos golpear al prójimo. Entonces, esa actitud psicológica nuestra asume una figura, con nuestro parecido, con nuestros ojos, con nuestro mismo rostro, etc.; una figura dentro de la cual queda embotellada parte de nuestra Conciencia ofendida.

Y esa figura no es algo muerto, no es una pintura, no es un animal disecado, es algo que tiene realidad, que vive; esa figura es una criatura viviente que gracias al Agente Sexual toma forma en el Plexo Solar y luego surge de allí, ya lleva dentro algo de nuestra Conciencia; así se forman los Yoes.

Podrían ustedes decirme: “Bueno, ¿pero qué tiene que ver el Plexo Solar con la Energía Sexual?” Y sería una objeción correcta. Aclaro: En nuestras glándulas sexuales se levantan Vapores Seminales, HIDRÓGENO SI-12, y de nuestros órganos sexuales también se levanta la antítesis, el FUEGO ANTITÉTICO, el Fuego, dijéramos, izquierdo del abominable Órgano Kundartiguador.

SE ACUMULA EN EL PLEXO ESAS SUBSTANCIAS, y es mediante esas sustancias (Hidrógeno Si-12 y Fuego Negativo fatal), que TOMA FORMA EN LO IDEOPLÁSTICO el “fantasma” de la ira, tal como la hemos sentido.

Así surge en el plexo, o de la región ventral, lo que se llama un Yo de ira, un Yo de coraje, un Yo que tiene nuestra misma figura, que vive, que alienta, que puede moverse en todo el espacio, etc. En ello hay, pues, material sexual.

Es obvio, pues, cuando nosotros dirigimos nuestra Energía Creadora contra tal o cual Yo, lo desbaratamos. ¿No dice acaso la Homeopatía: “Similia Similibus Curantur”?... Un dicho vulgar dice por ahí: “Contra mordeduras de perra, pelos de la misma perra”... Y es verdad, ése es el lema de la Homeopatía.
Así pues, si esos Yoes han cristalizado mediante el AGENTE SEXUAL NEGATIVO, es obvio también que mediante el AGENTE SEXUAL POSITIVO podríamos desintegrarlos, reducirlos a polvo. Por eso es que:

1º) Hay que COMPRENDER EL ERROR

2º) Hay que ROGAR A LA DIVINA MADRE KUNDALINI, para que ella utilice la Energía Sexual, rogarle que DESINTEGRE, que reduzca a polvo al tal o cual Yo, AL YO que hemos comprendido a fondo, y entonces éste se desintegra, se reduce a polvo.

Y cuando esto sucede la Esencia se libera y toma forma en el Embrión Áureo. Por ello es que tal Embrión está íntimamente relacionado con la Energía Sexual, ¿entendido? Bueno, ¿hay alguna otra pregunta, hermanos?

D. Maestro, en uno de los libros del Maestro Krumm Heller, dice que es tan fuerte, la capacidad, la potencia de la práctica del Arcano A.Z.F., que en ese momento dirigiendo el pensamiento, supongamos, a asesinar a una persona a distancia, se lograría. ¿Es real o no?

M. Es claro que sí, pero cuando se tiene la Clave IT, que está formada por dos letras: “I”, “T” (IT); pero para tener esa clave hay que haberla recibido de labios a oídos de algún Gurú. Yo tengo esa clave, la conozco... ...pero me echaría sobre mis hombros un gran Karma.

Por eso es que creo, hermanos, que uno nunca debe enseñar Magia Negra. Porque “no sola-mente peca el que mata a la vaca, sino el que le tiene la pata”, ¿Entendido? ¿Hay alguna otra pregunta? Pregunten, para que no queden con la duda...

Bueno, como no veo preguntas, continúo: Conocí a cierto caballero que ya desencarnó, un tal Omar Cherenzi Lind (entre paréntesis, me permito nombrarlo, porque ya desencarnó). Uno de los Magos Negros más ilustres que haya yo conocido. Era un políglota: hablaba español, inglés, francés, alemán y no sé qué tantos otros idiomas; gran músico; como conferencista era maravilloso, tenía un intelecto chispeante, terrible.

Yo asistí a una de sus conferencias. Cuando lo examiné con el Sexto Sentido, pude ver que radiaba una luz azul muy hermosa, y un amarillo genial, sin embargo, su trasfondo era de un rojizo sanguinolento.

Los hermanos todos lo escuchaban con mucha atención. Después, pude evidenciar que ese azul que se veía en su aura tan hermoso y ese amarillo, no eran de él sino del auditorio, de los que le escuchaban... 

Quienes nos lo habían presentado, enfatizaban la idea de que era nada menos que el mismísimo Maestro Kuthumi. Cuando fuimos a conocerlo, sí, nos asombramos de su erudición, además de políglota y de sus artes de músico, etc. Su conferencia... 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada